Gran Vía de Madrid
Gran Vía de Madrid

Madrid es una ciudad que está viviendo un momento dulce. En los últimos años se ha convertido por derecho propio en un referente internacional para realizar eventos de todo tipo, desde reuniones empresariales, ferias, conciertos, eventos deportivos, estrenos de películas, obras teatrales, exposiciones o conferencias de primer nivel. Muchas veces la oferta hotelera se ve saturada en determinados momentos. Si coincide una feria importante, un concierto en el Wanda Metropolitano y un partido de Champios en el Santiago Bernabéu es fácil que te cueste encontrar una cama en un hotel. Por eso hoy queremos hablarte de la solución perfecta si estás buscando alquiler de pisos en Madrid: Apartahotel Madrid.


¿A qué llamamos un apartahotel en Madrid?

Lo primero que habría que definir es qué entendemos por un apartahotel. Se trata de una solución habitacional temporal en la que conjugas las ventajas de un hotel, con todas sus comodidades, pero tienes la privacidad y el espacio como si estuvieras en tu propio apartamento.

Las ventajas de un hotel y las de un apartamento

Normalmente los apartahoteles está en el centro de Madrid, mucho mejor comunicados que la mayoría de los hoteles. De hecho, hay tanta oferta de apartahoteles en Madrid que es muy fácil encontrar uno justo al lado del lugar donde se realiza el evento que ha motivado tu viaje.

Mientras que en un hotel apenas tienes espacio para desplegar la maleta y te cuesta aparcar, en un apartahotel tienes tu propia cocina para, por ejemplo, levantarte a media noche a prepararte un sandwich.

Los apartahoteles en Madrid tienen la ventaja de que puedes sentirte como un madrileño más, sin tener la frialdad de un hotel. Son ideales para estancias relativamente largas, como por ejemplo una feria que dura 2 semanas, un rodaje de una película o un curso intensivo de un mes.

¿Qué ver en Madrid?

Si tienes la posibilidad de visitar Madrid alquila un apartahotel, por la sencilla razón de que podrás estar exactamente donde quieres estar cuando quieres estar. En otros países esta solución hace años que es tendencia, pero por alguna razón que se nos escapa aquí todavía somos más conservadores.

Madrid tiene un casco viejo de unas dimensiones realmente grandes, de hecho Madrid es tras Londres, París y Moscú la ciudad más grande de Europa continental. Quizás no tiene la antigüedad de Roma o Atenas, pero el casco viejo es sencillamente impresionante

Recientemente se acaba de terminar la reforma de Plaza de España, creando un espacio arbolado que llega hasta los jardines de Sabatini y el palacio Real (la plaza de Oriente). Además se ha sacado a la superficie los restos de un palacio de Godoy, valido de Carlos IV.

Palacio Real de Madrid
Palacio Real de Madrid

El Palacio Real de Madrid es el palacio más grande de Europa Occidental, incluso mayor que el de Versalles en Francia o el palacio de Caserta, cerca de Nápoles. También es el palacio que tiene más altura del mundo. Visitar los jardines del Campo del Moro y contemplar su fachada desde el Manzanares es algo digno de una visita.

Hay una novedad, que si tenemos fortuna podremos comprobar a finales de 2022, y es la inauguración del Museo de las Colecciones Reales. Está ubicado junto a la catedral de la Almudena, mirando a los jardines del Campo del Moro. Su fachada no es quizás la más bella del mundo, pero el espacio interior es soberbio. Todavía se está llenando de piezas (se está musealizando), pero con seguridad sabemos que habrá un amplio recorrido por todos los reyes de la monarquía española, habrá una exposición de carrozas reales y armaduras de varias épocas.

Museo del Prado Madrid

Museo del Prado (Madrid). . Dónde viajar con niños en Julio en España
Museo del Prado (Madrid)

Se dice, con acierto, que el Museo del Prado es la mejor pinacoteca del mundo. Incluso mejor que el British Museum de Londres o el Louvre en París. Exceptuando una pequeña muestra de joyas francesas y algunas esculturas griegas y latinas, todo lo demás son colecciones de pintura traídos de los distintos palacios de la monarquía española. Tiziano, Bosch, Veronese, Velázquez… todo aquí son obras maestras del arte mundial.

Puerto del Sol

En la Puerta del Sol hay un oso de bronce, símbolo de Madrid desde hace aproximadamente mil años. También está el reloj sobre el ayuntamiento, desde el que se dan las campanadas de fin de año. Es un lugar que nunca duerme, un espacio de la ciudad que siempre está lleno de gente las 24 horas del día. De hecho se dice que únicamente durante la pandemia se ha quedado desierto en los últimos 300 años.

Catedral de San Francisco en Madrid

La catedral de San Francisco, injustamente poco conocida, es la cúpula más grande de España. sus capillas fueron pintadas por Goya, otros de los autores españoles (aragonés para más señas) que podremos disfrutar en el museo del Prado.

Palacio de Cristal en el Parque del Retiro

Si quieres hacer una buena foto tienes que visitar el parque del Retiro, especialmente el palacio de Cristal. Es un lugar que ha conseguido cierta fama entre los turistas, que siempre lo catalogan como una de las atracciones más bellas de la ciudad. Para los madrileños pasa desapercibido, pero entre los turistas causa sensación.

Junto a él hay un estanque de patos y cientos de tortugas, que son abandonadas por los madrileños cuando estas alcanzan un tamaño excesivo.

Qué ver en Madrid con niños pequeños en agosto. El Retiro
El Parque del Retiro

Si lo que te gusta es andar también puedes acercarte a la Casa de Campo, un antiguo coto de caza de la monarquía española, y posiblemente el motivo por el que los Austrias decidieron escoger a Madrid como capital en el siglo XVI.

Puedes completar tu visita viendo el lago del Parque del Retiro, el Jardín Botánico (junto al Museo del Prado), visitar el Museo de Arte Reina Sofia (el más visitado de España y el sexto del mundo) o viendo la Plaza Mayor.

El Escorial

A una distancia suficientemente cercana para ser vista a simple vista encontramos El Escorial. Se trata de un imponente edificio creado sin prácticamente adornos por Felipe II para servir de lugar de enterramiento para la monarquía española. Aquí están enterrados tanto los Austrias como los Borbones.

En el siglo XVI el rey de Francia, Francisco I, fue derrotado y apresado por las tropas de Carlos I de España y V de Alemania. Fue traído preso a Madrid a la torre de los Lujanes y liberado un tiempo más tarde tras pagar este un cuantioso botín.

Aunque parezca mentira un tiempo después Carlos I fue invitado a visitar el palacio de Chambord en Francia, por el propio Francisco I. Allí pudo comprobar en el cementerio de Saint Denis el lugar de enterramiento de los soberanos franceses.

Felipe II, hijo de Carlos I, debió de querer construir un equivalente a Chambord y Saint Denis en España: el Escorial.

Sea como fuere recomendamos a todos los turistas que visiten Madrid a acercarse a San Lorenzo, a maravillarse con una obra arquitectónica que ha sido catalogada como la octava maravilla del mundo, construida en la época en que no se ponía el sol en el imperio español.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here