Soria no es solo la provincia menos poblada de España sino que también es una de las menos turísticas. Incluso a pesar del repunte turístico que ha experimentado en el  último año, sigue siendo la segunda provincia menos visitada de España. Sin embargo, Soria tiene mucho que ofrecer y esconde paisajes increíbles y pueblos con encanto.